No deseo ser realista, pretendo escribir música pero con palabras, porque los recuerdos suceden con música. Tengo trucos en el bolsillo y cosas bajo la manga, pero no quisiera ser un prestidigitador común. Pese a todo, no he podido determinar, si quiero mostrarles la verdad con la apariencia de la ilusión, o por el contrario, la ilusión con la apariencia de la verdad.....las palabras me preceden, me sobrepasan. Tengo que tener cuidado: sino las cosas se dirán sin que yo las haya dicho. Así como un tapiz está hecho de tantos hilos que no puedo resignarme a seguir solo uno....mi enredo surge porque una historia está hecha de miles de historias....



lunes, 3 de noviembre de 2008

Baila Natalia

A la orilla de un árbol de naranjas
Baila Natalia, y la gracia traspasa,
De orilla a orilla, de boca a oreja,
Baila Natalia y ya no deja queja.

Duerme y despierta,
Baila o camina
Desliza tranquila,
Sobre pastos secos,

Sobre rincones de flores presentes
Baila Natalia con ritmo transparente
Baila en círculos de erótica inocencia
Baila Natalia cae suave su presencia.

Cada paso,
Cada gracia que suelta
Natalia corta hilos de madera
Cada paso…………..
Baila Natalia, baila. ¡Y yo sólo miro!
Publicar un comentario