No deseo ser realista, pretendo escribir música pero con palabras, porque los recuerdos suceden con música. Tengo trucos en el bolsillo y cosas bajo la manga, pero no quisiera ser un prestidigitador común. Pese a todo, no he podido determinar, si quiero mostrarles la verdad con la apariencia de la ilusión, o por el contrario, la ilusión con la apariencia de la verdad.....las palabras me preceden, me sobrepasan. Tengo que tener cuidado: sino las cosas se dirán sin que yo las haya dicho. Así como un tapiz está hecho de tantos hilos que no puedo resignarme a seguir solo uno....mi enredo surge porque una historia está hecha de miles de historias....



viernes, 4 de febrero de 2011

¿Qué carajo es el amor?

Hace algunos meses atrás (12), nos cruzamos unos mails con mis hermanos.
El asunto era un concurso de cartas de amor.
Mi hermana expuso la suya acerca de una linda metáfora de la felicidad con los ires y venires de las olas mar.
La mía; unas palabritas ordenadas cómicamente, y con la adaptación de una nota a China Zorrilla que había leído en un blog de una amiga*. Ella decía que estar enamorado, es igual a ser capaz de dejar sobre la mesa, todo aquello que hiciera falta con tal de estar con el ser amado. Y sólo bastaba aplicar el Teorema de Zorrilla para verificar si uno esta enamorado o no.
Mi hermano se limito a contar una pequeña anécdota.
Un conocido de él, caminaba, de adolescente, con su abuela tomados del brazo mientras hablaban acerca de que es el amor.
La abuela le tiró que el amor entre el hombre y la mujer no existía, a lo sumo el compañerismo. Bueno, malo, excelente, pero no el amor... ¡¡¡ pero cómo decís eso!!! le respondió el...
- Mirá, mientras caminábamos nos cruzamos con muchas chicas, no?
- Si
- Y vos las miraste, y muchas te gustaron mucho...
- Si.
- Bueno, yo no miré a ningún otro nieto...
Un año después, con pulsiones de canibalismo bebal, sin poder resolver la tesis que demuestre el Teorema de Zorrilla, lo entiendo un poco más.
*Véase "Celebración de la perdida de la cordura" de Enero 2010 y
Publicar un comentario