No deseo ser realista, pretendo escribir música pero con palabras, porque los recuerdos suceden con música. Tengo trucos en el bolsillo y cosas bajo la manga, pero no quisiera ser un prestidigitador común. Pese a todo, no he podido determinar, si quiero mostrarles la verdad con la apariencia de la ilusión, o por el contrario, la ilusión con la apariencia de la verdad.....las palabras me preceden, me sobrepasan. Tengo que tener cuidado: sino las cosas se dirán sin que yo las haya dicho. Así como un tapiz está hecho de tantos hilos que no puedo resignarme a seguir solo uno....mi enredo surge porque una historia está hecha de miles de historias....



sábado, 21 de abril de 2012

Postludio a la canción de Alicia.

Cantan las ranas luego del agua y lo que le sorprende a la gente no es el canto de las ranas, digo, que las ranas canten, sino que lo hagan luego de la lluvia.
¿Quién no necesita de vez en cuando un temporal? Agua limpieza olvido recuerdo renovación encuentro cambio desorden orden transmutación sed.
Se fue la lluvia, y se va Alicia, a dar vueltas las tortugas que quedaron boca arriba, por más linda que sea, la lluvia siempre deja un desastre húmedo que hay que ordenar de alguna forma, en algún momento.
Canta Alicia: “Sobre la entrada de alerces, las huellas se marcan sin rumbo; es todo lo que necesito para seguir”.
Publicar un comentario