No deseo ser realista, pretendo escribir música pero con palabras, porque los recuerdos suceden con música. Tengo trucos en el bolsillo y cosas bajo la manga, pero no quisiera ser un prestidigitador común. Pese a todo, no he podido determinar, si quiero mostrarles la verdad con la apariencia de la ilusión, o por el contrario, la ilusión con la apariencia de la verdad.....las palabras me preceden, me sobrepasan. Tengo que tener cuidado: sino las cosas se dirán sin que yo las haya dicho. Así como un tapiz está hecho de tantos hilos que no puedo resignarme a seguir solo uno....mi enredo surge porque una historia está hecha de miles de historias....



sábado, 17 de septiembre de 2011

El beneficio de la duda.

En este mundo, todos quieren respuestas. Nadie está dispuesto a hacer preguntas sin el beneficio de quedarse con la duda. Porque quedarse con la duda, es un beneficio, ¿para qué vivimos? Para quedarnos con la duda. Una persona que no tenga dudas, no vive dignamente. Una persona que tenga todas las respuestas, termina por morir en la hoguera de la completa comprensión de las cosas.
¿De qué sirve este caminito, si ya se sabe como van a ser los pasos?
Publicar un comentario